Como se etiquetan las Denominaciones de Origen en las Etiquetas de Vino


Publicado el 13/05/21
Etiquetas adhesivas, Solución de problemas,

Las etiquetas de vino ofrecen una información esencial para que el consumidor final conozca su contenido. Sin embargo, no siempre se sabe cómo las denominaciones de origen respectivas entran a formar parte del diseño final.

¿Qué términos deben aparecer en las etiquetas de vino?

El artículo 80 de las reglas generales aclara que los vinos con denominación de origen protegida (DOP) deben incluir en su etiquetado esta característica. Los vinos con indicación geográfica protegida (IGP) también. Ambas expresiones solo pueden cambiarse por otras en caso de figurar junto al nombre geográfico correspondiente.

Según el artículo 118.duovicies del reglamento (CE) Nº 1234/2007, los términos tradicionales arriba indicados se pueden sustituir por:

  • DO (denominación de origen)
  • DOCa (denominación de origen calificada)
  • Vino de calidad con indicación geográfica
  • Vino de pago
  • Vino de pago calificado
  • Vino de la tierra (sería el único IGP del listado, el resto serían DOP)
  • Vino dulce natural
  • Vino generoso
  • Vino generoso de licor

Los términos se reflejarán en las etiquetas de vino con caracteres de tamaño inferior a los del nombre geográfico. Es posible evitar la referencia a la categoría de producto vitivinícola de no querer usar los términos tradicionales.

Es importante aclarar que los términos a utilizar se encuentran recogidos en E-Bacchus, una base de datos a nivel europeo. En este sentido, se permite añadir la siguiente información a cada etiqueta:

  • Usar el nombre de la finca o la parcela cuyas uvas se hayan usado para elaborar el vino.
  • La añada (siempre que el operador esté inscrito en el registro de embotelladores y envasadores de vino y bebidas alcohólicas).

 

¿Hay alguna excepción a la normativa? Sí. Los vinos provenientes de las siguientes DOP podrían omitir estas siglas en su etiquetado:

  • Cava
  • Jerez, Xérès, Sherry
  • Manzanilla

¿Por qué es tan importante el etiquetado en este tipo de vinos?

Porque confirma que el vino ha sido certificado por la DO correspondiente. En cada zona existe un consejo regulador que se encarga de revisar que el vino se produce de la forma correcta. También se tienen en cuenta las uvas utilizadas, el tipo de cultivo y la maduración correspondiente. Adquirir un vino con semejante certificación es siempre una garantía para el cliente final.

¿Qué tipo de etiquetas suele usarse para los vinos?

En la mayoría de los casos, son etiquetas adhesivas dada su versatilidad. Al admitir técnicas diversas como la flexografía permite que el cliente pueda elegir diseño, tamaño y adaptabilidad al tipo de botella que utilice. Así, en nuestro catálogo es bastante fácil encontrar opciones para todos los gustos que se convierten en una gran ayuda para atraer a los usuarios.

Contacte con nosotros para conocer nuestras etiquetas de vino y cómo podemos renovar la imagen de su producto cumpliendo estrictamente con la legislación que hoy os hemos explicado.